lunes, 27 de abril de 2015

La suma de todos...

Una persona sola, por si misma, no puede cambiar el mundo. Pero si esa persona convence a otra, y esta otra a otra, y así sucesivamente, al final lo que parecía una quimera, algo imposible y sin sentido se convierte en una iniciativa que no cambiará el mundo pero, por qué no, puede animar a los jóvenes a cambiar sus hábitos alimentarios...

El año que viene nos encantaría contar contigo... ¿Te animas?



No hay comentarios:

Publicar un comentario